4 abril 2020
prebase de maquillaje

Prebase de Maquillaje o Primer, el Secreto de la Piel Perfecta

La prebase de maquillaje es uno de los productos básicos de todo makeup bien elaborado. Se emplea para preparar la piel para recibir el maquillaje, unificar el tono, reducir imperfecciones, alargar la duración de los productos puestos posteriormente, iluminar, matizar, etc.

También puede emplearse sola después de la hidratación para mejorar el aspecto de la piel, sin necesidad de maquillarla posteriormente. Un look natural, jovial y sin un ápice de cosméticos.

Existen muchas variantes de la prebase de maquillaje, algunos son para iluminar, otros matifican, otros son para determinadas zonas del rostro… etc. con este articulo aprenderás las claves del uso del primer y consejos útiles a la hora de emplearlo.

Aplicación de primer o prebase de maquillaje

Este producto tiene una forma de uso concreta, siempre se aplica después de haber limpiado e hidratado el rostro.

La piel tiene que estar preparada para el maquillaje, y esto se logra mediante una adecuada limpieza, tonificación, hidratación con serums y cremas adecuadas.

Una vez que el cutis se ha secado completamente, se aplica una pequeña cantidad de prebase, desde el centro hacia los extremos siempre extendiendo bien el producto mediante suaves movimientos circulares ascendentes.

Siempre se recomienda aplicar de a poca cantidad, ya que un exceso de producto puede saturar los poros. Ten siempre presente que resulta más fácil agregar a medida que se necesita, que quitar un excedente.

La aplicación del primer se puede hacer con la yema de los dedos o bien con una brocha pequeña de maquillaje, esto es indistinto.

En el rostro se pueden emplear incluso hasta tres prebases diferentes, esto dependerá de las características de la piel y sus necesidades, como del estilo de maquillaje que se pretende realizar. Por ejemplo vienen algunos primer con efecto iluminador que se aplica en los pómulos y el arco de cupido, mientras que otros son matificantes para las zonas del rostro que presentan mayor oleosidad.

prebase de maquillaje
Prebase de maquillaje, foto tomada de Freepik.

Prebase ¿sola o acompañada?

La prebase se aplica previamente a un maquillaje elaborado como no. Se puede usar en solitario también, pero en este caso lo mejor es complementarla con el adecuado corrector en las zonas necesarias, y polvos bronceadores para dar vivacidad al rostro.

E corrector del tono de la piel se aplica en donde hace falta, ya sea ojeras, rojeces o imperfecciones que hay que disimular. Seguidamente, en lugar de una base, se coloca un poco de polvo bronceador bajo los pómulos, sienes y mandíbula, a modo de una especie de contouring simple y delicado.

En caso de no querer emplear polvos bronceadores, se puede aplicar una BB cream para dar color a la piel, protegerla y unificar el tono.

Como ves el uso de la prebase es sumamente sencillo, este producto transparente no posee complejidad alguna en su colocación dado que carece de color y su textura es muy versátil.

Lo recomendable es que siempre procures comprar de marcas reconocidas y buena calidad, no olvides que será el sostén del maquillaje que pondrás después y además está en contacto con tu piel, por lo que no debe perjudicarla de ninguna manera.

Fuente: Vogue

Foto: freepik

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *