4 abril 2020
cacahuetes

Crema de Cacahuete, Beneficios y Receta

La crema de cacahuete, también conocida como mantequilla de maní, es un alimento con muchas propiedades nutricionales para el organismo.

Posee una gran cantidad de proteínas, potasio, zinc, vitamina E y omega 3, así como fitoquímicos indispensables para el correcto funcionamiento del cuerpo como flavonoides y compuestos fenólicos con funciones antioxidantes.

Crema de cacahuete y resveratrol

Un estudio realizado por científicos españoles afirma que la crema de cacahuete es abundante en resveratrol, (polifenol natural presente en plantas y frutos secos como maníes, moras, nueces, avellanas, las almendras, arándanos, uvas negras y en el vino tinto).

Propiedades del reservatrol

Científicos de la Universidad de Harvard de Estados Unidos, revelaron en un artículo de la revista Nature que el resveratrol tiene una función clave en la activación del gen conocido como de la longevidad.

Descubrieron que compuesto tiene la capacidad de activar las enzimas sirtuinas, capaces de prolongar la vida de las moscas de la fruta, por lo que llegaron a la conclusión de que se trata de un potencial agente antienvejecimiento.

Paralelamente, otros estudios le adjudicaron diversas propiedades como ser:

Prevención del cáncer, según un estudio de la Universidad de Leicester en Reino Unido este compuesto puede reducir la tasa de tumores intestinales.

Combatir el Alzheimer. Expertos de la Universidad de Leeds, en Reino Unido, aseguran en una publicación del “Journal of Biological Chemistry”, que el resveratrol podría resultar favorable en la lucha contra el Alzheimer ya que impide el desarrollo de la misma.

Paralelamente, en un ensayo clínico realizado en Estados Unidos a enfermos de alzhéimer con un grado leve a moderada de la enfermedad, se les suministraron altas dosis del compuesto y consiguieron la estabilización de un biomarcador que desciende ante el avance de la afección

Aumento de las defensas. Científicos estadounidenses publicaron en la revista ‘Molecular Nutrition and Food Research’ que el resveratrol seria capaz de estimular al sistema inmune.

Protección de las fibras musculares y las conexiones neuronales. Científicos del Virginia Tech Carilion Research Institute de Estados Unidos, dieron a conocer en el “The Journals of Gerontology” que grandes cantidades de resveratrol podrían tener una acción preservadora de las fibras musculares y de protección de la sinapsis neuronal de los efectos del paso del tiempo.

Favorable para complicaciones relacionadas con la diabetes tipo 2. Investigadores de la Universidad de Boston de Estados Unidos afirman que el resveratrol es capaz de reducir la rigidez arterial en enfermos de diabetes tipo 2, ya que actúa sobre la rigidez aórtica.

crema de cacahuete
crema de cacahuete. Foto de Freepik

Beneficios de la ingesta regular de crema de cacahuete

Es muy útil para evitar carencias nutricionales en dietas carentes de alimentos de origen animal ya que aporta una buena dosis de omega 3, proteínas y zinc.

Además aporta vitaminas, minerales y antioxidantes como magnesio, fósforo, potasio, hierro, calcio, yodo, vitamina A, B1, B2, B5, B9, B12, C, D y K.

Los compuestos fenólicos que posee la crema de cacahuete ayudan a reducir el riesgo de padecer enfermedades metabólicas como la diabetes.

Tiene un gran poder saciante debido al aporte proteico, a pesar de ser rica en calorías, consumida de forma adecuada reduce el riesgo de padecer obesidad.

¿Crema de cacahuate casera o en versión comercial?

Ante este interrogante la respuesta es la más obvia, la crema de cacahuete casera siempre es la más saludable ya que no todas (o casi ninguna) de las que se consiguen en el mercado son saludables ni aportan todos los beneficios de este alimento.

La gran mayoría mantequillas de maní que se compran poseen altísimos niveles de azúcar y grasas hidrogenadas

Receta de crema de cacahuete casera

Ingredientes

3 tazas de cacahuetes previamente tostados (450 gramos aproximadamente). Procura comprar los cacahuetes con cascara, pelarlos y tostarlos unos minutos en el horno.

Preparación

Quítales la piel a los cacahuetes y procésalos con el mixer de cocina o una procesadora que pique bien finito. Mixea hasta conseguir la textura deseada.

En caso de que lo desees puedes agregarle aceite de cacahuete, pero no siempre esto es necesario ya que el fruto de por si tiene un alto contenido graso.

Recuerda que los frutos secos no duran mucho tiempo frescos, tienden a ponerse rancios, por lo que lo ideal es conservar la preparación en la nevera y sacarla un rato antes de consumirla para que adquiera la textura adecuada.

Fuente: Sanitas, Vitonica

Fotos: Freepik

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *